banner1
 
 

El Karate no es sólo un juego de puntos, es una forma de vida.

El propósito del Karate no es el poderío físico o el ganar campeonatos, sino desarrollar un balance armónico, espiritual y físico, fortalecido a través de un disciplinado entrenamiento.

El arte del Karate en forma natural, sin incurrir en esfuerzos especiales, impregna al alumno de paz, franqueza e integridad, fortaleciendo su carácter cada día de su vida.

En el verdadero Karate cuerpo, mente y espíritu deben desarrollarse en forma simultánea. A través de la práctica intensa el aspecto físico y mental del Karate se abren camino mutuamente. El resultado natural de esta acción produce un estado de seguridad y humildad que nos abren a la paz interna requerida para lograr el perfecto equilibrio entre la mente y el cuerpo.

Nuestros esfuerzos se centran en  promover y conservar la enseñanza del Karate tradicional.

Este considera 3 ejes: Kata (formas), Kumite (combate) y Técnica Básica.

Estos tres elementos son indisolubles y se potencian unos a otros.

La práctica constante graba cada movimiento, cada pequeño detalle, hasta que este logra fluir naturalmente, sin esfuerzo.

Fuerza, velocidad y concentración, en otras palabras control. 

Es importante destacar que estos solo son el aspecto físico de la practica,  solo un vehículo, no el viaje en si mismo.

Karate debe ser aprendido como arte marcial, y la práctica del kumite como un entrenamiento más dentro de él, como una parte del todo, tan importante como lo es el kata o una técnica básica”. El kumite no se enseña para realizar torneos, los Katas y el kumite son en Karate como la madre y el padre para un hijo. Ambos deben ser trabajados, estudiados y practicados plenamente, manteniendo la justa relación entre ellos y sin olvidar que el Karate es y debe ser un arte antes que un deporte.


Av. Francisco Bilbao 3413. Providencia. Santiago. · Teléfono: (56 2) 24153791 · email: dojo@deportus.cl